“La herencia confusa del subsuelo”. Sobre “Ciudad blanca sobre fondo blanco” de Ricardo Montiel, por Gustavo Valle.

Ciudad blanco sobre fondo blanco - Portada con Solapas

 

La referencia al famoso cuadro de Kasimir Málevich, Blanco sobre blanco, no es casual: este primer libro de Ricardo Montiel habla, entre otras cosas del vacío, de la nada, de la transparencia que alberga la experiencia urbana, es decir, un vasto y concentrado territorio ocupado por el lugar de origen (Maracaibo), por los vagabundeos hacia otras regiones (Buenos Aires), pero también por la idiosincrasia o los intentos de reconstruirla, que no son más que los intentos por reconstruiral sujeto que se abisma en la experiencia y nos deja su testimonio:“La ciudad es una transparencia impenetrable. Y estamos, alegremente condenados, a ser extranjeros”.

Más que un interrogante acerca del lugar de procedencia, Ciudad blanca sobre fondo blanco explora los laberintos que van del origen aldestino, o para ser menos grandilocuentes, de las salidas a las llegadas, esa condición de pertenencia y pérdida sucesivas que acarreamos y que luego nos toma toda una vida recomponerla y entenderla. Por eso la memoria es tan importante en este libro. Solo la memoria y sus piezas desperdigadas pueden conformar nuevamente un mapa o una bitácora vital, así sea ficticia (“La nevada hizo del Lago una inmensa pista de hielo”) que permita mantenernos a flote.

No se trata de un libro intimista ni solipsista. Si bien surge (y se dirige hacia) el sujeto que observa el mundo desde la ventanade la memoria, en un hábil balance entre el dictado de la experiencia y las operacionesde la razón, Ciudad blanca sobre fondo blanco se encuentra permanentemente atravesado por el otro y por los otros, no solo en sus roles de amigos o familiares que se arremolinan como fantasmas, sino también por lo que podríamos llamar las instituciones de lo cotidiano, es decir, el sistema que establece nuestros resignados ritos de vida: los bancos, la guerra, la religión, el trabajo. Y ante esto, el poeta se rebela:

“Si no es deuda, es hambre. Si no es empleo, es cárcel. Y si no me da la gana, me pudro en las salas de espera, de los índices estadísticos de la democracia”

Poemas que buscan, más que encanto exactitud, más que música significación y conjetura. Y esta decisión, que vendría a ser un estilo, elude las trampas de un estéril esteticismo. Montiel ha escrito un primer libro en el que se concentran con gran acierto los temas que parecen aguijonear libros futuros. Y digo escrito cuando pude haber dicho construido, pues el libro está pensado como breve materia arquitectónica, no solo por su diseño o estructura sino por la permanente alusión a la ciudad o a la vida urbana. Maracaibo, es cierto, ocupa un primer plano, pero no olvidemos que bajo la lógica del “blanco sobre blanco”estará permanentemente atravesada por otras ciudades.

En este libro podemos encontrar denuncia, crítica y juicio, pero siempre en clave casi paródica, una denuncia no formulada desde la altura moral sino “desde la alcantarilla”. Desde un lugar declinado, en descenso o en destrucción, desde una cultura subterránea, minera, petrolera, esa que solo un venezolano y en especial un zuliano conoce y configura para sí mismo y los demás. Hablo, para decirlo con palabras del poeta, de “La herencia confusa del subsuelo”, especie de Hades o inframundo que llevamos adherido y que parece no alejarse demasiado de nuestra perturbada y porosa superficie.

gustavo valle

Gustavo Valle (Caracas, 1967) ha publicado Materia de otro mundo (2003), La paradoja de Ítaca (2005), Ciudad imaginaria (2006), Bajo tierra (2009) y El país del escritor (2013). Su trabajo abarca la poesía, la crónica y la novela. Obtuvo el Premio de la Crítica a la Novela del Año (2009) y el Premio de la Bienal de Novela Adriano González León (2008). Ha escrito dos guiones de largometraje: Peones y El libro que no ganó el concurso, premiados por el Centro Nacional Autónomo de Cinematografía, CNAC. Es colaborador habitual de medios impresos y digitales en Argentina, España y Venezuela.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s